• Financiamiento basado en el desempeño

    El financiamiento basado en el desempeño garantiza que las decisiones relativas a la concesión de fondos se basen en una evaluación transparente de los resultados frente a metas sujetas a plazos.

    Como método de financiamiento, este modelo promueve la rendición de cuentas y ofrece incentivos a los receptores para que utilicen los fondos de manera eficaz con el fin de obtener resultados. El modelo de financiamiento basado en el desempeño surgió en la década de 1970, en el sector de la enseñanza superior en los Estados Unidos. Fue concebido con la finalidad de mejorar la calidad de la educación mediante el financiamiento en función de los resultados alcanzados y no en función del tamaño de la institución o de procedimientos estándar de presupuestación.

    Actualmente, varias organizaciones e iniciativas en favor del desarrollo (incluidas la Alianza Mundial para Vacunas e Inmunización, Millennium Challenge Account y la Comisión Europea) emplean el modelo de financiamiento basado en el desempeño como una herramienta para garantizar la rendición de cuentas, la eficacia y la eficiencia de los programas que financian.

    ¿Por qué ha optado el Fondo Mundial por un modelo de financiamiento basado en el desempeño?

    El modelo de financiamiento basado en el desempeño es la piedra angular del modelo operativo del Fondo Mundial:

    Recaudar fondos. El Fondo Mundial constantemente recauda fondos con el fin de incrementar radicalmente los recursos para combatir tres de las enfermedades más devastadoras del mundo.

    Invertir los fondos recaudados.  El dinero recibido de los donantes es canalizado a los ejecutores de programas para la concesión de subvenciones en 140 países del mundo.

    Mostrar resultados. Los logros obtenidos mediante las actividades subvencionadas se miden a través de indicadores de desempeño y los resultados orientan la adopción de decisiones de financiamiento continuas. El rendimiento demostrado de las subvenciones del Fondo Mundial es vital para la recaudación de más fondos de los donantes.

    Los programas del Fondo Mundial reciben un financiamiento inicial basado en la calidad de las solicitudes. Posteriormente, para seguir recibiendo financiamiento, los receptores deben demostrar que los programas han alcanzado resultados con relación a las metas previamente definidas. Los países proponen dichas metas (que se someten a la aprobación del Fondo Mundial), lo que garantiza que se adecuen al contexto nacional y a la realidad local de los programas. El modelo de financiamiento basado en el desempeño del Fondo Mundial ofrece una plataforma para que los receptores de las subvenciones demuestren que pueden transformar los fondos en resultados, posibilitándose la asignación de fondos adicionales a los programas que logren resultados y repercusión en la lucha contra el SIDA, la tuberculosis y la malaria.

    El modelo de financiamiento basado en el desempeño del Fondo Mundial tiene por objeto:

    • Vincular el financiamiento a la consecución de los objetivos y metas determinados por los propios países;
    • Garantizar que los fondos se utilicen para prestar servicios a las personas necesitadas;
    • Ofrecer incentivos a los receptores de las subvenciones para que concentren sus esfuerzos en alcanzar los resultados programáticos y respetar los plazos de ejecución;
    • Alentar el aprendizaje, a fin de fortalecer la capacidad y mejorar la ejecución de los programas;
    • Invertir en sistemas de medición y promover la adopción de decisiones basadas en pruebas;
    • Suministrar una herramienta para la supervisión de las subvenciones y el seguimiento por las instancias locales y la Secretaría del Fondo Mundial;
    • Liberar los recursos comprometidos en subvenciones que no producen resultados satisfactorios para reasignarlos a programas en los que se pueda obtener resultados.Ensure that money is spent on delivering services for people in need.